martes, agosto 22, 2006

Cayucos de otros tiempos


El barco se llamaba "La Elvira" y contaba con sólo 19 metros de eslora. En él cruzaron el oceano 160 personas -entre ellos 10 mujeres y una niña de 4 años- en busqueda de una vida mejor. El puerto al que llegaban era venezolano, la nacionalidad de los inmigrantes española y ocurrió el 25 de mayo de 1949.
La miseria y el anhelo por conseguir una vida mejor han movido al ser humano de un lado a otro del planeta desde el origen de los tiempos.
Conviene no olvidarlo y reflexionar un poco sobre ello en estos días de incontenible avalancha de inmigrantes en las costas canarias.
(Ana M.R., Granada)


Para ver la noticia en OAC Radio on line, hacer clic aquí

3 comentarios:

Jose Angel Vega dijo...

No he podido esperar la llegada de la tarde para entrar en este blog tan especial. Ante todo gracias por recomendar mi rincón "De Arte Contemporaneo", aún a medio hacer. Estoy en ello.
Respecto a "Cayucos de otros tiempos", hace ya mucho tiempo que no concibo que nadie tenga por qué manejar y disponer del destino de nadie, ni colocar barreras, vallas, cohibiciones todas ellas tan sólo propias del ser humano. Como siempre, la política se convierte en el brazo de Dios sin permiso previo. Quizá por esta y otras muchas razones me dedico al Arte, porque es un territorio ABIERTO, sin fronteras, donde absolutamente ningún ser me impide generar mi propio lenguaje plástico y visual, navegando por cualquier lugar del conocimiento, imaginando, creando nuevos mundos, reales o virtuales, pero sobre todo, LIBRES.

RAMIRO MILENIO dijo...

absolutamente de acuerdo con José Ángel, el arte, la literatura, la creación es libertad o no es creación, o no es arte.
Y al cabo, me acuerdo de aquellos versos de Celaya que nos dijo que "maldecía la poesía concebida como un lujo, cultural por los neutrales, que lavándose las manos se desentiende y evaden, maldigo la poesía que no toma partido, partido hasta mancharse".
Libertad de vida, libertad para la creación. Libertad para la libertad y sus correspondencias.

Inma dijo...

Sí, en realidad, nos olvidamos muy pronto de lo que fuimos y de qué hicimos. Aquí hay un dicho, 'estamos como cuando vinimos de España', es decir más pobres que las ratas. Creo que es bastante significativo